Cochinillo al estilo segoviano

Vuelvo con una receta que tenia ganas de hacer desde hace tiempo, su sabor me trasporta a otra epoca y lugar… que recuerdos por tierras segovianas. Cochinillo al estilo segoviano. Como el que probamos en el propio Meson Candido de segovia. Indagando por internet este año me propuse hacerlo y ver si salia igual, esa piel tostadita que cruje y se rompe como las patatas fritas….y esa carne jugosa y tierna con su sabor inigualable. Os dejo todo el paso a paso que vi de un video por internet.

Ingredientes:

Cochinillo lechal (en este caso medio)
Sal gruesa
Manteca de cerdo
Agua

Para acompañar si se quiere
8 patatas medianas
Ajo molido (opcional)
Sal
Aceite de oliva
Un chorreon de vino blanco

Procedimiento:

Para el acompañamiento yo hice unas patatas al horno, para ello las pelo y parto a rodajas, le añado sal, un poquito de ajo molido y un chorreon de aceite. Cuando llevan unos minutos en el horno le añado un chorreon de vino blanco (no mucho) y las dejo a 180 grados hasta que se doren al gusto del consumidor.

Para el cochinillo.

Esta receta es facil de elaborar aunque se lleva su tiempo de coccion (aprox 3 horas). Lo primero que haremos es lavar y secar bien el cochinillo, con la ayuda de un objeto punzante pincharemos un poquito la piel sin llegar a profundizar mucho para que despues no se salga por ahi los jugos, agregamos sobre todo por la parte interior sal gruesa, haciendo mas incapie en las zonas mas grandes como las patas. Cogeremos un recipiente y colocaremos unas tablillas (en mi caso coloque unos tenedores y paletas de madera), la idea es para cuando lo vayamos a colocar en la bandeja con la piel hacia abajo no se pegue y se nos pueda romper al darle la vuelta. Asi que una vez colocado y centrado en el recipiente con la piel hacia abajo le añadimos un dedo aproximadamente de agua siempre sin que llegue a dar en la piel, con papel de aluminio taparemos bien las patitas y oreja para que no se nos quemen. Le podemos untar una poca de manteca en la parte que da hacia arriba, llegado a este punto lo meteremos al horno precalentado a 180 grados aproximadamente una hora y media (segun el peso), cuando veamos que la parte mas magra esta hecha lo sacaremos del horno (nos fijaremos en la zona de la pata trasera que es la mas carnosa) y le daremos la vuelta, con la ayuda de una brocha le untaremos bien por toda la piel la manteca de cerdo, esta la he derretido unos segundos en el micro, para que sea mas manejable. Y volveremos a meter al horno otra hora y algo ya controlando que se va tostando la piel y vigilando que no llegue a faltar agua en el recipiente, esta agua junto con los jugos que suelta sera la salsa para acompañar en el plato. Pasado dicho tiempo y que veamos que la piel esta bien doradita ya lo podremos sacar. Un exquisito plato que repetire seguramente. Esperando que os guste hasta la proxima.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s